Críticas a la ESSA en la Asamblea de Santander

0
202

Ponerse del lado de sus usuarios, acercar más la compañía a las comunidades, mejorar el servicio especialmente en la zona rural y revisar su plan tarifario, fueron los temas planteados por los diputados de Santander, este lunes durante el debate de control político sobre el servicio que presta la Electrificadora de Santander.

El departamento produce el 10% de la energía del país pero paradójicamente el costo de servicio de luz en esta región no es el más económico o el más subsidiando, expuso el diputado Óscar Sanmiguel, al tiempo que puso sobre la mesa los enormes perjuicios que trae para la economía los constantes daños generados por un servicio poco eficiente.

“En Santander no puede haber una pequeña ráfaga de viento, no puede haber un fenómeno natural porque inmediatamente se va la luz, especialmente en la provincia. Antiguamente veía uno a un importante número de funcionarios de cuadrillas que atendían de manera oportuna esos daños. Hoy, un transformador se daña y no solamente pasan horas sino días y en algunas ocasiones hasta meses para que la ESSA llegue a una zona lejana y eso es preocupante porque afecta la economía y la calidad de vida”, dijo.

El diputado Jesús Villar fue más allá y denunció que “en zona rural se va la luz porque se disparó una cañuela, antes en dos o tres horas ya estaba solucionado el problema (…) Hoy por hoy se están demorando uno, dos o tres días” y se refirió específicamente a San Gil, “su economía está basada en el turismo y esos cortes generan muchos problemas para el industrial y para el comerciante, situación que ya ha evidenciado vías de hecho”.

Pero las críticas a la ESSA no pararon, el diputado Édgar Suárez Gutiérrez recordó que en el POT de Bucaramanga quedó consignado de manera expresa la subterrenalización de las redes del servicio para el año 2020, “estamos a tan sólo a dos años del plazo y no vemos el avance de esa exigencia”, al tiempo que cuestionó sobre la posible afectación del bolsillo del usuario derivado de dicha subterrenalización.

“Todavía tenemos en Santander -al menos en el Páramo del Almorzadero- familias que no tienen electrificación. Estas personas tienen derecho a este servicio y están dispuestos a pagarlo, pero no lo tienen”, informó el diputado Mario Antonio Cárdenas, al tiempo que cuestionó las campañas de ahorro de energía de la Electrificadora de Santander, “la empresa se calla para que los usuarios consuman. No he visto una campaña en torno a la cultura de poder mirar el ahorro en la energía y sobre todo que el gasto energía sea proporcional a la necesidad de la gente”.

A criterio de la Duma Departamental, el Magdalena Medio es la más afectada por las tarifas de la ESSA, “un negocio de comidas rápidas que tiene dos refrigeradores paga $2 millones mensuales, están acabando con quienes están generando empleo. La poca generación de empleo que tiene Barrancabermeja hoy la están generando esas empresas y las estamos acabando nada más con las tarifa de la luz”, resaltó el diputado Camilo Torres Prada y advirtió que “las tarifas de la luz se nos convirtió en un arriendo más”.

Torres Prada cuestionó la estrategia de responsabilidad social de la ESSA con Barrancabermeja, “¿de qué manera ustedes como ESSA nos pueden ayudar a generar soluciones a esta problemática económica? Tener un aire acondicionado allá no es un lujo, es una necesidad”, agregó.

En el debate hizo presencia una comisión directiva de la Electrificadora, que al respecto de las tarifas, indicaron que éstas están definidas por la CREG y representantes de los usuarios de zonas rurales de Santander, quienes presentaron casos precisos de la posible desatención de la compañía en sus zonas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

12 + tres =

*