Los 27 municipios en Santander que llevan más de tres años viviendo en paz

0
218

Desde hace más de tres años en 24 de estas poblaciones santandereanas no se presentan casos de homicidio. California, Concepción, Hato y Macaravita ya superaron los 13 años sin crímenes.

La tasa de homicidios en Santander se mantiene en 9 crímenes por cada 100 mil habitantes. Es considerada de las más bajas del país. /VANGUARDIA LIBERAL)

El 2 de agosto de 2008 fue asesinado a tiros Cristian Fabián Beltrán, de 19 años, por tres hombres que ingresaron a su vivienda en el casco urbano del municipio de Aratoca, Santander, con el objetivo de hurtarle su dinero producto de la venta de fique.

Este comerciante fue la última víctima de la violencia en esa población de la provincia guanentina, que ajustó más de 10 años sin homicidios.

“Las familias aratoqueñas entendieron que el conflicto, la violencia y la pelea no tiene espacio en nuestro municipio. Esta tranquilidad también se debe a que la Policía Nacional siempre está pendiente y controlando cualquier situación para que no pase a mayores”, expresó Pedro Julio Corredor Cáceres, alcalde de la municipalidad.

Aratoca es uno de los 27 municipios de Santander que no registraron muertes violentas desde hace más de tres años, según datos de la Policía Nacional.

Las otras poblaciones sin homicidios son Aguada, Cabrera, California, Capitanejo, Carcasí, Cepitá, Chima, Concepción, Coromoro, El Guacamayo, Galán, Guadalupe, Hato, La Belleza, Macaravita, Matanza, Molagavita, Ocamonte, Onzaga, Palmar, San Benito, San Miguel, Santa Bárbara, Santa Helena del Opón, Vetas y Villanueva.

A esta buena estadística, revelada por el comandante de la Policía de Santander, coronel Carlos Julio Cabrera Suárez, se suma además que durante el 2018, en otros 28 municipios del departamento no se presentaron crímenes.

Para el oficial estos resultados obedecen a un trabajo mancomunado que desde hace varios años se viene realizando en cada rincón del departamento.

“Se han limado las asperezas. Muchas veces en Santander se presentaban pugnas, peleas entre familias que por la intolerancia terminaban con muertos de un lado y del otro. Ahora, se respiraba buena convivencia. Esto en parte a los planes preventivos aplicados por la Policía, el tema del Código de Policía y demás actividades”, explicó el uniformado.

Al respecto, el secretario del Interior de Santander, Manuel Sorzano, destacó que otro factor importante para lograr estas cifras es que en el departamento no hay presencia de ningún grupo armado.

“No hay que dudar, Santander es el departamento más seguro del país. Infortunadamente regiones que limitan con nosotros sufren con la presencia de actores armados. Nosotros, a pesar de la cercanía, no hemos dejado entrar a ningún bandido. Esto es el resultado del trabajo que venimos realizando entre Ejército, Policía y Fiscalía”, aseguró el funcionario.

De igual forma, las autoridades revelaron que la tasa de homicidios en Santander por dos años consecutivos se ha mantenido en un solo dígito, siendo de las más bajas del país.

“El departamento tiene una tasa de 9 homicidios por cada 100 mil habitantes, esto es menos de la mitad que la tasa nacional”, agregó el Secretario del Interior.

Más de 13 años

sin homicidios

Otra cifra histórica que la Policía reveló es que en cuatro municipios de Santander no reportan homicidios desde más de 13 años. Se trata de California, Concepción, Hato y Macaravita.

“Nosotros llevamos desde 1994 sin asesinatos, este año cumplimos 25 años. Para lograr esto nos hemos puesto tareas como la educación en los colegios, también buscamos que todos nuestros habitantes se encuentren vinculados a algún programa de cultura o deporte. Yo creo que a las personas hay que mantenerlas ocupadas para que no piensen en cosas malas”, aseguró Hugo Lizcano, alcalde de California.

Los pendientes: CIMITARRA, BARBOSA Y SAN GIL

A pesar de los buenos resultados en la mayoría de poblaciones, la Policía informó que en tres municipios los casos de homicidio han venido en ascenso.

Uno de estos lugares fue Cimitarra, el cual pasó de tener cinco asesinatos en el 2017 a 14 durante el 2018. Barbosa reportó cinco casos, tres más que en el año en comparación. Por último, San Gil tenía un homicidio y el año pasado cerró con seis.

“En estas zonas vamos a realizar este año un trabajo especial, no solamente Policía sino con las autoridades locales, con las comunidades en los barrios y en los colegios”, concluyó el Comandante de la Policía de Santander.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

tres × cinco =

*